…pero salió el arcoiris

Desde hace años tengo una excursión «gafada»: Los Bañales. ¿No te suena? Es una ciudad romana que se encontraba en la ruta entre Pompaelo y Caesaraugusta (vamos, Pamplona y Zaragoza), en el término municipal de Uncastillo. El yacimiento arqueológico está «vivo», es decir, se sigue excavando e investigando, y los pilares del acueducto… ¡increíble que se hayan conservado!

Cada vez que intento ir surge algo y toca posponer la excursión… Pero este año, ¡al fin logramos llegar hasta Los Bañales!. Y digo llegar, porque ver vimos poquito… viento, lluvia, barro… optamos por dejar la visita -de nuevo- para otra ocasión… sin embargo, la excursión mereció muchísimo la pena, pues aunque poco vimos del yacimiento, el instante en que apareció el arcoiris a hacernos compañía fue  realmente mágico… 🙂

arcoiris-banales

Recuperar energía…

dialibro

No se tú, pero yo de vez en cuando necesito parar y recuperar energía, como dice una amiga, «cambiar de ventana». Un lugar que no conozca aún, o al que me apetezca volver, aprender algo nuevo… y disfrutar un ratito leyendo un libro. Hay libros que son como un refugio, otros que nos trasladan a lugares y momentos insospechados, algunos nos ofrecen personajes que se convertirán casi en amigos para toda la vida, reimos con ellos, lloramos sobre sus páginas… son objetos mágicos a los que el calendario dedica un día, aunque deberían estar presentes en nuestra vida también el resto del año… ¡feliz día del libro!

PD: Si vienes a Sos del Rey Católico y la maleta va un poco justa como para incluir un libro en ella, no te preocupes, en nuestro saloncito seguro que encuentras algo que te apetezca leer 😉

¡Sonría, por favor!

Es curioso, en los alojamientos en seguida nos preocupamos de arreglar desperfectos, de renovar manteles, sábanas, toallas… pero nos cuesta pararnos a renovar otras cosas importantes, como las fotos de nuestros establecimientos. Y ojo, que a lo largo de los años, ¡no imaginas la cantidad de fotos que he ido sacando a las habitaciones! Por aquí hay algunas, otras andan en Facebook, Twitter o Pinterest. El caso es que este año, pensando en darle una vueltilla a la web, me puse a repasarlas… y llegue a la conclusión de que ninguna lograba enseñar lo que es Ruta del Tiempo.

Si uno está en una ciudad, la solución es bien sencilla, ¡echar mano de las páginas amarillas! Pero la ventaja de estar en un sitio pequeño como Sos del Rey Católico es que al final nos vamos conociendo todos. Así que, sabiendo de su afición a la fotografía, me puse en contacto con Jose Lobe, y logré contratarle para hacer un reportaje de la casa. Espero que pronto puedas ver todas las fotos en la web, porque son estupendas (¡al fin el color de la pared aparece en las fotos como es! con lo que me costó elegir los colores de las habitaciones, y que no hubiera manera de que salieran reales, ains…).

Para abrir boca, aquí va una de las fotos, ¿sabrías decir a qué habitación pertenece? Pista: está en la primera planta, y hace referencia a un rey que nació en Sos cuyo “cumpleaños” celebraremos prontito 🙂

Habitación Fernando II

¡Feliz martes! :)

felizmartes01Te proponemos una escapada muy especial, para tomar un respiro entre semana descubriendo Sos del Rey Católico…

Vente el martes a la mañana, disfruta de un estupendo menú degustación en el restaurante La Cocina del Principal, sorpréndete con los productos de la zona en Morrico Fino, conoce el Palacio de Sada (lugar de nacimiento del rey Fernando el Católico) y déjate acompañar por las guías de la oficina de turismo para conocer la villa.

Suena genial, ¿verdad? 😉

La escapada ¡feliz martes! incluye:

-1 noche de alojamiento y desayuno en Ruta del Tiempo (de martes a miércoles)

-Menú degustación en La Cocina del Principal con agua y copa de vino (martes al mediodía)

-Degustación de productos de la zona en Morrico Fino (el martes a las 19 h.)

-Visita guiada al Palacio de Sada y a la villa de Sos del Rey Católico, con entrada a la iglesia de San Esteban (el miércoles, de 10 a 12 h.)

El precio por persona, en habitación doble estándar (Fernando, América, Oceanía) es de 67,90 €, y en habitación superior (África, Asia) 78,90 €

felizmartes02

Nota: para acogerse a la oferta es necesario reservar con al menos cinco días de antelación, y estará disponible hasta el 3 de marzo, a excepción de los días 23 y 30 de diciembre y 6 de enero

La guerra que iba a acabar con todas las guerras…

Hoy hacen exactamente 100 años del comienzo de la Primera Guerra Mundial… En poco más de cuatro años, hasta el 11 de noviembre de 1918 murieron más de 9 millones de combatientes… para que te hagas una idea, es como si todos los habitantes de Aragón, la Comunidad Valenciana, Navarra y el País Vasco desapareciéramos…

La Primera Guerra Mundial, la “Gran Guerra”, era la guerra que iba a acabar con todas las guerras… bien sabemos que no fue así. Y no me refiero a la Segunda Guerra Mundial. El año pasado (2013, ¡en pleno siglo XXI!) más de 51 millones de personas se vieron obligadas a abandonar sus hogares a causa de los conflictos bélicos. Todos tenemos nuestros problemas diarios, pero si los comparamos con el drama de los refugiados se convierten en cosas insignificantes. ¿Qué nos pasa a los humanos?

acnurAfortunadamente, hay personas y entidades que se dedican en cuerpo y alma a paliar la tremenda situación en la que viven millones de personas. Más de 60 años lleva en ello el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados, Acnur. Seguro que te resultan familiares, y si no: http://www.acnur.es/

Hemos colaborado en otras ocasiones con ONGs e instituciones, y este año, centenario del comienzo de la Primera Guerra Mundial, queremos ayudar a las personas que siguen hoy en día sufriendo las consecuencias devastadoras de la guerra. Desde hace meses, tenemos en la zona común material sobre Acnur… pero además, ya que en la segunda planta de Ruta del Tiempo viajamos por el mundo, del 28 de julio al 11 de noviembre del 2014, por cada noche que esté ocupada alguna de las habitaciones de esa planta*, donaremos 1 € a Acnur.

El gesto es pequeño, apenas un granito de arena en un gran desierto, pero creo que nunca hay que menospreciar un granito de arena, ¿no se te ha metido nunca uno en el ojo?

* Oceanía, África, Asia y América

Mi «primer café» con el MAN

Permitirme que me vaya un poco más lejos de lo habitual, hasta Madrid, para presentaros al nuevo Museo Arqueológico Nacional. El museo fue inaugurado tal día como hoy, en 1871, y tras una intensa remodelación reabrió sus puertas el 1 de abril de este año.

Habiendo estudiado historia, es un museo que he visitado en numerosas ocasiones… la primera vez me quedé clavadita en la sala egipcia al ver la cantidad de momias y sarcófagos que había, aproveché un viaje durante la carrera para repasar las formas de las vasijas griegas de cara al examen de arqueología… No voy a daros la lata. El caso es que la colección siempre ha sido magnífica (¡si hasta tienen a la precursora del peinado de la princesa Leia! 😉 ), pero ahora, ahora… ¡la presentación es espectacular! (eso que en el mundillo se denomina museografía).

man01

Veréis, en arqueología nos decían sin descanso que el valor de todos esos objetos del pasado reside en que nos acercan a la cultura que los creó, que son como pequeñas cápsulas del tiempo que sabiendo utilizar nos pueden llevar al momento en que fueron creadas.

Y así es el nuevo Museo Arqueológico Nacional, un espacio que a través de los objetos seleccionados, de los textos justos, con una cuidadísima presentación, nos acerca a la antigua Grecia a través de esas vasijas con las que yo repasé un examen, nos explica a través de distintos utensilios cómo era una familia romana, nos hace entender el arte medieval, nos explica el valor de la arqueología… no voy a hacer un repaso de todas sus secciones, pero permitirme detenerme en la entreplanta 1… La moneda, algo más que dinero Os aseguro que si la visitáis con detalle no volveréis a ver igual las monedas que lleváis en el bolsillo. Es una zona que me ha resultado especial por distintos motivos, y en la que no podido evitar emocionarme. Deciros que ojalá hubiera podido visitarla hace años, cuando empecé sin querer a acercarme al mundo de la numismática…

man02

Total, que este mes de junio me reencontré con el nuevo Museo Arqueológico Nacional, hacía tiempo que no nos veíamos, y ambos habíamos cambiado mucho… Ese “primer café” de casi tres horas me dejó con las ganas de seguir conociéndonos mejor. Y tú ¿a qué esperas para visitarlo?

¡Clic!

¡La zona exposicionde desayunos está de lo más colorida! Como ya sabes, Sos del Rey Católico me parece un lugar de lo más fotogénico, y desde hace un tiempo estoy «casi» enganchada a Instagram…

Pues bien, hemos seleccionado 55 de las fotos que hemos compartido en esa red social, las hemos impreso al estilo Polaroid, y hemos montado una mini exposición en la zona común de Ruta del Tiempo.

Pero además, si te alojas esta temporada en Ruta del Tiempo y quieres mantener el contacto con nosotros siguiéndonos en Instagram, Facebook, Twitter o Pinterest… ¡puedes elegir la que más te guste y llevártela a casa! 🙂

Un noviembre para recordar

Baja el número de habitantes y visitantes, comienza el frío y el cambio de hora hace que oscurezca muy pronto… desde que vivo en Sos del Rey Católico, noviembre se me ha hecho siempre el mes más duro. ¡Excepto este año! Lo comenzamos con muchísima energía, con la espada en mano y a cañonazos… desde la biblioteca municipal hemos escrito, leído y escuchado historias… ¡y hemos aprendido a hacer ganchillo! En definitiva, ha sido un mes de lo más entretenido, que además nos ha regalado una grata sorpresa…

revastronomia

En el número de noviembre de la revista Astronomía, en la sección «cuadernos de alejandría» ha aparecido un artículo haciéndose eco del testimonio del eclipse de sol que descubrimos en Sos del Rey Católico hace uno años. Un precioso y ameno reportaje firmado por Gabriel Castilla.

PD: Si quires, en este mismo blog hicimos un reportaje sobre el hallazgo.